Inicio de Sesión

Empleados de la OMSA asesinaron al abogado Yuniol Ramírez; Ministerio Público dice el occido extorsionaba al director de esa entidad

SANTO DOMINGO (EED).- El Ministerio Público y la Policía Nacional informaron este domingo sobre los avances en la investigación que desarrollan en torno al homicidio del abogado Yuniol Ramírez Ferreira, cuyo cuerpo sin vida fue encontrado el pasado jueves en el Arroyo Varia, ubicado en el sector del Hato Nuevo en Manoguayabo, municipio de Santo Domingo Oeste.

Los detalles preliminares fueron ofrecidos durante una rueda de prensa celebrada en el Palacio de la Policía Nacional, encabezada por la fiscal de la provincia Santo Domingo, Olga Diná LLaverias, quien fue encargada por el procurador general de la República, Jean Rodriguez para manejar las investigaciones de este caso, acompañada del titular de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (DICRIM), General de Brigada, P.N., Pablo Arturo Pujols.

Los hallazgos preliminares de la investigación señalan que presuntamente Yuniol Ramírez Ferreira habría estado extorsionando al director de la Oficina Metropolitana de Servicios de Autobuses (OMSA), ingeniero Manuel Antonio Rivas, quien a su vez le pidió al empresario Eddy Rafael Santana Zorrilla, interceder por ante el fenecido abogado, instruyéndole para que de ser necesario, acordara con éste el pago de alguna suma de dinero, a cambio de que desistiera de acciones legales que había iniciado.

Asimismo, de conformidad con las pesquisas efectuadas hasta ahora por el Ministerio Público y la Policía Nacional, Ramírez Ferreira y Santana Zorrilla habrían acordado que la suma a entregar como pago por la presunta extorsión sería de 4 millones de pesos, de la cual se entregó en persona al fenecido, en calidad de adelanto, un millón de pesos en efectivo.

Igualmente, las investigaciones realizadas hasta el momento, indican que los empleados de la OMSA, Argenis Contreras González y José Antonio Mercado Blanco, alias “El Grande”, habrían tomado la decisión de darle muerte a Ramírez Ferreira, para lo cual, el pasado miércoles 11 de octubre en horas de la tarde, se presentaron al campus principal de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), donde raptaron al hoy occiso y posteriormente le dieron muerte.

El Ministerio Público y la Policía Nacional manifestaron que de ahora en adelante las investigaciones se encaminan a determinar si el director de la OMSA, Manuel Antonio Rivas, tiene alguna responsabilidad en este homicidio, así como también, en establecer las responsabilidades individuales de cada uno de los implicados para ponerlos a disposición de la justicia.

Hasta el momento se encuentran detenidos para fines de investigación los señores Eddy Rafael Santana Zorrilla, José Antonio Mercado Blanco, alias “El Grande”, el director de le OMSA, Manuel Antonio Rivas, así como también, el director financiero de la OMSA, Faustino Rosario Díaz, quien es contador de profesión y Coronel de la Policía Nacional.

El Ministerio Público y la Policía Nacional informaron que se activó la búsqueda y captura del señor Argenis Contreras González, que abandonó el país al día siguiente de haber cometido el hecho y contra quien además se está procesando una orden de captura internacional por ante la Organización de la Policía Internacional, mejor conocida como INTERPOL.

Hasta ahora se han realizado varios allanamientos en diferentes lugares del Distrito Nacional y la provincia de Santo Domingo, resaltando que se continúan profundizando las investigaciones para establecer si otras personas están involucradas en haber dado muerte a Ramírez Ferreira.

Destacan que inmediatamente ocurrió este hecho el procurador general de la República, Jean Rodríguez, personalmente le instruyó para que asumiera la dirección de las investigaciones y resaltó el trabajo realizado por el director de la Policía Nacional, mayor general, Ney Aldrin Bautista y un equipo de oficiales de la uniformada a cargo del caso.

Asimismo, por disposición del procurador general de la República, el Ministerio Público ha procedido a iniciar sendas investigaciones sobre los presuntos hechos de corrupción que Yuniol Ramírez Ferreira había señalado, a los fines de constatar su veracidad, establecer responsabilidades y someter a la justicia a quienes sean responsables.

Esta labor investigativa coordinada entre el Ministerio Público y la Policía Nacional, permitió accionar de manera eficiente y eficaz, para lograr obtener resultados preliminares en menos de 72 horas, luego de encontrarse el cadáver del abogado.

Tagged under

Comentários no Facebook